Las mejores películas de 2013

Gravity-2
Share Button

@ovidiodeleon

Para los fanáticos del cine, hacemos un recuento de aquellas películas que marcaron el 2013. Las mejores películas del año que acaba de terminar.

10. Side Effectsde Steven Soderbergh

rooney-mara-channing-tatum-side-effects

Foto: Open Road Films

La luna de miel, la boda perfecta, el rosa que endulzan un matrimonio de recién casados se convierte en una pesadilla cuando la esposa (Rooney Mara) empieza a tomar pastillas antidepresivas, obteniendo trágicos resultados. ¿Somos realmente las víctimas de las empresas que claman curarnos o formamos también nosotros parte de la estafa? Steven Soderbergh rinde un claro homenaje a Hitchcock con este intrigante y estilizado thriller psicológico, tan adictivo como  las pastillas en el centro de esta historia.

Lee más de esta película

9. Captain Phillips, de Paul Greengrass

Tom Hanks

Foto: Columbia Pictures

Una película  inteligente que logra sumergirnos por completo en la trama. El mejor ejemplo del cine hollywoodense de acción con una hechura impecable, cargado de suspenso y una gran actuación de Tom Hanks como el personaje central, un capitán que debe defender su barco de piratas somalíes. Greengrass dirige con precisión y un ritmo único; las escenas de tensión están perfectamente bien manejadas, su cámara se mueve sin pena, operada por alguien que también está en peligro pero siente la necesidad de filmarlo de todo.

8. Heli,de Amat Escalante

im_heli2

Foto: Mantarraya Producciones

Crudo y violento retrato de una sociedad mexicana carente de valores y conciencia, visto a partir de la inocencia manchada de sangre. La mirada de Escalante al narcotráfico de nuestro país, directa y punzante, apunta hacia una responsabilidad colectiva en el conflicto. ¿Quiénes tienen realmente la culpa de que el país esté como esté? ¿Quiénes pagan el precio? ¿Es posible la justicia, cuando el sistema burocrático está tan sumergido en el problema? No parece haber mucha esperanza en el universo de Amat Escalante, pero las pequeñas victorias y satisfacciones personales deben de contar para algo.

Lee más de esta película

7. Frances Hade Noah Baumbauch

Foto: IFC Films

Foto: IFC Films

Si Woody Allen fuera joven y hipster hoy en día, escribiría y dirigiría Frances Ha, una comedia ligera y astuta con los mejores insights sobre personas tratando de perseguir sus sueños en la gran ciudad, compartiendo un departamento con compañeros de piso, queriendo hacerlo todo pero sin realmente pararse del sofá. Filmada en blanco y negro, con Nueva York de fondo, Baumbauch sigue las altas y bajas de Frances (Greta Gerwig, quien también co-escribió el guión) una bailarina que vive y comparte todo con su mejor amiga, hasta que ésta decide abandonarla. Gerwig es maravillosa como Frances, un personaje torpe y sin filtros, demasiado optimista y habitante de su propio mundo. Aunque Frances no esté lista para el crudo mundo real, Baumbauch intenta revertir la pregunta, ¿qué si el mundo no está listo para Frances?

6. Mudde Jeff Nichols

Foto: Lionsgate

Foto: Lionsgate

Este coming-of-age del talentoso Jeff Nichols empieza como un simple juego de niños en busca de una aventura, pero culmina como una lección de vida en donde nada vuelve a ser lo mismo para nadie. Debajo de todo el suspenso hay una clara historia sobre el amor con todas sus caras, visto a partir de los ojos de un adolescente en busca de experiencias y de sí mismo. Situada en las corrientes del Mississipi, Ellis (Tye Sheridan), descubre un pequeño barco encima de un árbol, operado por enigmático Mud (Matthew McConaughey), quien oculta más de un secreto. Nichols sumerge a su protagonista y a nosotros en un relato inolvidable y conmovedor que nos deja deseando regresar a ser como niños, valientes e incomprendidos, tomándolo todo como esponjas, ávidos de vivir la vida.

5. Blue Jasmine, de Woody Allen

Foto: Sony Pictures Classics

Foto: Sony Pictures Classics

Cate Blanchett entrega, quizá, la mejor actuación de su carrera como Jasmine, una mujer casada con un estafador multimillonario que lo pierde todo. Jasmine deberá conformarse con una vida común al lado de su hermana Ginger (Sally Hawkins), demasiado distinta a ella y al mismo tiempo sumamente parecida. Allen ha logrado crear en Jasmine un personaje detestable, grosero, arrogante, bañado en falsedad, y como sus mejores personajes, lo vuelve tan humano y fascinante que no podemos apartar la mirada de esta mujer dispuesta a todo por seguir viviendo en un cuento de hadas.  Blue Jasmine es una prueba clara de que Woody Allen, aún con sus ocasionales tropiezos, todavía no ha perdido ese toque mágico que tantos amamos.

Lee más de esta película

4. Gravityde Alfonso Cuarón

Foto: Warner Bros. Pictures

Foto: Warner Bros. Pictures

Alfonso Cuarón nos lleva al espacio y nos deja a la deriva de la mano de Sandra Bullock, sorprendente en el papel de la doctora Ryan Stone, quien queda varada en medio del espacio y deberá hacer todo lo posible para regresar a la tierra. Bullock nos convence en todo momento, la tensión y el pánico se reflejan en sus ojos. Aunque la vista es espectacular, el temor de perderse en medio de la nada se apodera de todos sus sentidos, el oxígeno es escaso pero luchar es inevitable. Alfonso Cuarón, el maestro de las tomas largas y complejas, está claramente presumiendo su impactante dominio técnico y nosotros somos  los maravillados espectadores. En papel, la película parecería imposible de filmar, pero Cuarón ha demostrado una vez más que los alcances del cine pueden ser infinitos, y también tan hermosos como un atardecer contemplado desde el espacio.

Lee más de esta película

3. Upstream Color, de Shane Carruth

upstream

Ver Upstream Color es como estar en un sueño, cargado de imágenes bellas y al mismo tiempo tristes, difíciles de hilar con unas con otras, pero con una fuerza magnética única. Poco parece tener sentido, hasta que, como un sueño, termina y uno intenta unir sus pequeños fragmentos. Describir su trama sería arruinar la sorpresa. Después de nueve años desde su exitosa Primer, Shane Carruth regresa con una experiencia cinematográfica única, donde la clave secreta para armarlo todo no está explícita en su historia, y depende de nosotros encontrarla. Siguiendo la tradición narrativa de Charlie Kaufman pero mucho más retorcido, y con el atractivo visual de Terrence Malick, Carruth nos cuenta una historia de amor, un thriller y un drama existencial todo en la misma película, la perfecta mezcla entre imagen y sonido que lo vuelve todo un hermoso experimento sensorial. Es difícil encontrar películas como ésta.

2. Before Midnight, de Richard Linklater

Foto: Sony Pictures Classics

Foto: Sony Pictures Classics

Celine (Julie Delpy) y Jesse (Ethan Hawke), los enamorados que se conocieron en un tren a Vienna hace veinte años en Before Sunrise, y se reencontraron en París en Before Sunset, ahora regresan con la mejor entrega de la trilogía en Before Midnight. Los actores y el director conocen tan bien a estos personajes que no me sorprendería que sacaran una película cada diez años hasta volverse ancianos. Escrita por los dos actores junto con el director, la película sitúa a los personajes en un verano en una isla Griega, una década después, cuando el amanecer y el atardecer terminan y llega la noche, cargada de compromiso y desencantos, pero con el bello recuerdo del romance adolescente. Su nostálgico guión nos invita a cuestionar el amor maduro de manera honesta, planteando las posturas masculina y femenina sin caer en el cliché. ¿Se puede llegar a un punto de encuentro sin sacrificar algo importante en el camino?

 1. La Vie d’ Adele, de Abdellatif Kechiche

Foto: Wild Bunch

Foto: Wild Bunch

Como nada que haya visto anteriormente, esta inolvidable obra maestra es una ficción disfrazada de documental, fijada obsesivamente en Adele (Adele Exarchopoulos), una chica descubriéndose a sí misma en el amor. Que su objeto del deseo sea otra chica (Lea Seydoux) no debe ser un distractor de la historia que se cuenta de fondo; lo importante no es la parte más dulce y efímera del romance, sino cómo Adele lo observa y vive todo intensamente, arriesgándose a enfrentar las decisiones duras y las decepciones. La película no sería lo mismo sin Adele Exarchopolous, en la mejor actuación del año, quien hace una entrega absoluta y sin miedo de su cuerpo y de sus emociones por el bien del arte. Ríe, llora, come con la boca abierta, se enamora, tiene relaciones con amor y sin amor, pasa por todo y se expone a sí misma por nosotros, para que nos veamos contagiados por el viaje que emprende hacia los rincones más profundos de su alma.

Lee más de esta película

Comentarios

comentarios

Relacionado

*

Top