Premio a la violencia

periodistas1
Share Button

@cocuaguilar

A la gente le ha dado por inventar entregas de premios por cualquier cosa, premios que después les entregan a cualquier persona. Pueden, si no me creen, checar libros o películas, verán que muchos de ellos pueden presumir que son ganadores de tal o cual premio. No entiendo la obsesión por inventarse premios y, peor, de dárselos a las personas menos indicadas.

A Javier Duarte, gobernador de Veracruz por el PRI, le fue entregado un premio por su “ardua” labor en “defensa de la seguridad e integridad de los periodistas”, el premio en cuestión lo otorga la Asociación Mexicana de Editores de Periódicos. Háganme el jodido favor.

-¿Y si le damos el premio a Javier Duarte?

-¿Javier Duarte?

-Sí.

-¿Sí?, ¿y al de Nuevo León?

-No, a Javier.

-¿Seguro?

-Seguro.

-Bueno…

Si les digo que en lo que va del mandato de Duarte han sido asesinados 9 periodistas y que en 2012, según reporta Article 19, Veracruz fue la entidad que sumó mayor número de actos violentos contra periodistas, además del asesinato de cinco: Regina Martínez, Guillermo Luna, Gabriel Huge, Esteban Rodríguez y Víctor Manuel Báez, ¿cuál es el argumento para entregarle este premio a Javier Duarte?

Es, como si, digamos, se le entrega el Nobel de la Paz a Kim Jong-un o el Nobel de Literatura a Paulo Coehlo. Es un premio que, por más irrelevante que sea, no puede otorgársele a un tipo en cuya administración se ha coartado claramente la libertad y seguridad de los periodistas.

No sorprende que a la hora de ver quiénes son los asociados de esta agrupación nos encontremos con que muchos de sus agremiados, muchos de sus medios afiliados, constituyan gran parte de la prensa chayotera de este país, de esa prensa en donde no pasa nada y los muertos son una alucinación, algo que no es real. Esa prensa que desinforma.

Premiar a Javier Duarte por su supuesta “labor en defensa de la seguridad de los periodistas” es grosero, no sólo para el gremio periodístico, sino para la sociedad, porque cuando se violenta al periodista, se ataca también el derecho fundamental de la sociedad de estar informada.

Foto: Especial

Comentarios

comentarios

Relacionado

*

Top